Primaveras en Invierno

Con un barniz azul, en la copa del Guarán
Zarpé hacia mi vuelo para quitarte el gris del cielo
y regalarte primaveras en invierno
que te coquetearan en las esquinas de la ciudad.

Esa ciudad la de los sueños rotos
la de andar por andar
la de los compás sin tono
que te inventaste al pensar
que la muerte lo aniquila todo
te casaste con el abandono y el pesar.

El sobrevivir no es fácil pero el dejarse morir duele más
que la lucha no termina hasta la última piedra patear
y cortejar la vida con los años que nos quiera regalar.

Y hoy te saco a bailar con este ritmo entorpecido
que me ha heredado mi caminar
y mis dos zapatos rotos cuyo rumbo lo decide el azar
que no todo está perdido me contó la casualidad.

Las tormentas pasarán, como las aves emigrantes
Su enseñanza dejarán y una cicatriz gigante
con un nombre escrito en sangre
y un recuerdo que florecerá
con cada imponente primavera
al final de cada inicio y al principio de todo final.

19726_431394350270860_1848142872_n

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s